viernes, 14 de noviembre de 2014

La poesía

 

 Leer en voz alta una poesía es trasladarte hasta un lugar distinto. ¿Tú como lees?, ¿en voz alta, en voz baja?, si te dejas llevar por el ritmo de las letras no solo apreciarás mejor las imagenes que transmite sino que disfrutarás y podrás sentir todo lo que ofrece dicha poesía, se trata pues, de sensibilizar. Leer la poesía en voz alta y dejándote llevar es como oler tu flor favorita, contemplar una bella imagen o paladear un sabor mágico de tu infancia.

Leer poesía en voz alta te hará sentir feliz y todos sabemos que sentirnos felices nos hace vivir más. Seguro que ahora leerás más poesía y claro, en voz alta...

Te comparto un precioso poema que leía la tarde de ayer. Eso sí, ¡leedla en voz alta!


Puedes escucharlo en youtube: Las moscas: 

 

 

 



Las moscas:

Antonio Machado

 

 


Vosotras, las familiares
inevitables golosas,
vosotras, moscas vulgares
me evocáis todas las cosas.


¡Oh, viejas moscas voraces
como abejas en abril,

viejas moscas pertinaces
sobre mi calva infantil!
Moscas de todas las horas

de infancia y adolescencia,

de mi juventud dorada;

de esta segunda inocencia,

que da en no creer en nada,

en nada.

¡Moscas del primer hastío
en el salón familiar,

las claras tardes de estío
en que yo empecé a soñar!

Y en la aborrecida escuela

raudas moscas divertidas,
perseguidas, perseguidas

por amor de lo que vuela.

Yo sé que os habéis posado
sobre el juguete encantado,

sobre el librote cerrado,

sobre la carta de amor,

sobre los párpados yertos

de los muertos.

Inevitables golosas,

que ni labráis como abejas,
ni brilláis cual mariposas;
pequeñitas, revoltosas,
vosotras, amigas viejas,

me evocáis todas las cosas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario